El amor es la clave

Este extracto es del dictado El amor es la clave para la solución de cada problema por Cuzco dado el 30 de septiembre de 1989 y publicado en las Perlas de Sabiduría del 2 de noviembre de  1989, vol. 32 no. 46.


El ojo de esta nebulosa espiral tiene mil millas de longitud. El Cuerpo Místico de Dios está reunido aquí. Grandes jerarcas entonan la Palabra que hace eco en simetría de un lado a otro de este ojo interior, creado  por el sonido de una sola  red  de luz, un tejido de rayos de luz en una geometría perfecta.

Conoced  el Huevo Cósmico y todo lo que hay dentro. Sabéis  que estáis adentro, vosotros que amáis a Dios, a su ley, a su voluntad y los unos a los otros como Cristo os  ha amado. Solo aquellos que aman entran en este intervalo. El amor es la contraseña  y la clave. El amor es el medio de pasar a través de los muros de luz, impenetrables para los que no aman.

El amor es también la clave por la cual los iniciados no ascendidos entran a mi retiro. El amor es la clave para la solución de cada problema, el amor por vuestra Poderosa Presencia YO SOY. Permaneced  cerca de vuestra  Poderosa Presencia YO SOY y nada podrá tocaros. El maya puede pasar y podéis pasar por él, pero no os  ha tocado en absoluto. Porque en el centro de vuestro  corazón afirmad:

¡Oh Dios mío, YO SOY real!

Oh  Dios mío, YO SOY real. Y solo Tú eres real donde estoy. YO SOY vuestra  Luz que es real. YO SOY vuestro  amor que es real. YO SOY vuestra vida que es real.

Oh Dios, entrad  a mi corazón momento a momento, gota a gota de luz descendiendo sobre mi cordón cristalino. Por lo tanto, [veo] ahora  cada gota amplificada ante mí sobre la pantalla de la  visión que contiene la Imagen Divina de la Poderosa Presencia YO SOY. Dios entra a mi corazón. ¡Un millón de veces en cada instante la Imagen Divina brilla, brilla, brilla! Y contemplo vuestro  amor, oh Dios. Contemplo vuestro amor.

Venid  conmigo, oh Dios. Yo me acerco  a ti. Entrad  a mi corazón completa y verdaderamente, Imagen Divina por Imagen Divina hasta que te acerquéis, vuestra Presencia tan cerca como  vuestra voz.

Oh Dios mío, venid, venid a este templo que habéis hecho. Oh Poderosa Presencia YO SOY, venid, estad  conmigo; y cuando el cáliz de mi vida esté lleno, llévame completamente a vuestro Ser.

 

   

 

¡Oh mi Poderosa Presencia YO SOY! ¡Te amo solo  a ti! ¡Te amo solo a ti! ¡Te amo solo a ti! Que vuestros  fuegos de amor ardan  en mi corazón. Permitidme saber cuándo el corazón no esté ardiendo, para rezar una y otra vez  para aumentar esa llama de fuego del amor.

YO SOY EL QUE YO SOY. No hay separación. El Cuerpo Místico de Dios es uno. En el intervalo del Sol sé quién  SOY. YO SOY  real.

Y cuando este intervalo y los intervalos sucesivos sean hechos, salgo del centro de este Sol una vez más, caminado por el maya para encontrar a las almas atrapadas en el engaño, perlas de gran valor a las que el Cristo Universal ha pagado un precio.

He visto la realidad. YO SOY realidad. Puedo salir de la irrealidad otra ronda y otra ronda hasta que mi Dios me llame por siempre a la cámara secreta de su corazón y nazca de nuevo, un Hijo de Luz ascendido.

 Por lo tanto, regreso, regreso  y regreso. Y con el traje de buzo puesto me sumerjo al mar para recoger perlas, para protegerlas, consolarlas y sellarlas en vuestro intervalo, oh Dios, que estás en la cámara secreta de mi corazón donde está sellada la llama trina.

 Oh, en ese intervalo, oh Dios, ahora tengo la llama de vuestra  realidad, vuestro amor. Vuestro amor, que es mi porción, es mi porción para darla también a aquellos a quienes amaste, quienes deben conocerte por mi testimonio.

    YO SOY el testigo, oh Dios. Sigo adelante. Sigo adelante.

     ¡Envíame, oh Dios! Porque es mi razón de ser para recoger las perlas hasta que no quede nada para satisfacer a los monstruos marinos que deben morir por falta de perlas para comer y devorar. Las arrebataré de sus mandíbulas. Llevaré a casa sacos y fardos de perlas y los pondré en  vuestros pies.

Oh mi Padre, oh mi Madre, Alfa y Omega,

Llego a Casa.

De esta manera, encontraréis que esta recitación amados (ofrecida por vosotros en el momento) que queráis salir de  vuestro cuerpo para entrar a las octavas de Luz y al lugar que hemos preparado para vuestra restauración) establece las coordenadas [de vuestra unión] con los Budas Dhyani y Kuan Yin, con Padma Sambhava y con el Vajrasattva, donde podéis llegar fácilmente al lugar que hemos preparado y una vez allí absorber fácilmente la gracia que es nuestro regalo, el regalo de Surya y Cuzco.