Este es un momento óptimo para hacer vuestra ascensión

ascension en esta vida

Niños del Sol, hijos e hijas de la llama, ¡venid! Alcanzad la estrella del Ser y sabed que con la invencible Luz de la Independencia Cósmica, ésta puede ser vuestra hora.

Todo el Espíritu de la Gran Hermandad Blanca y todos cuantos se han ido antes que vosotros están resueltos a ayudaros en vuestra ascensión en la Luz. Por lo tanto, acelerad día tras día, tras día y sentid las pulsaciones de la Mente de Dios que el poder de las legiones del Sol os trae sucesivamente.

Helios y Vesta están ante vosotros; Alfa y Omega están ante vosotros. Sabed que este es un momento óptimo para hacer vuestra ascensión en esta vida. Benditos, definitivamente, faltar a esa cita con Dios puede, en última instancia costaros. Por lo tanto, sabed qué gloriosa oportunidad os otorgaron las huestes del SEÑOR.

Enseñadles el poder de la llama violeta

Ahora bien, amados. Puesto que tenéis el entendimiento de la llama violeta, id e invocadla para transmutar el mundo. Id ante reyes, id ante los humildes y los grandes, y enseñadles el poder de la llama violeta. ¡Que el Poder de Dios esté sobre vosotros! ¡Que la unión mística de vuestra Cristeidad esté sobre vosotros! Sabed bien, que la parte en vosotros que es la Presencia YO SOY y el Santo Ser Cristo, es una.

Permitid, ahora, que todo cuanto habéis retenido sin perdonar, sea puesto en la llama. Tomad la decisión de actuar en este momento y en esta vida como si fuese vuestro último día. Elevaos a los niveles de los cuarenta y los cincuenta, en la balanza del karma equilibrado que exigimos para vuestra victoria—la balanza de la justicia kármica y de la recompensa kármica.

Por lo tanto, amados, llevad a término todas las cosas, a través de los corazones de Kuan Yin y de Madre María, y sabed que debéis decidir que así sea. Sabed qué en lo que os convertiréis y lleguéis a ser en esta vida, depende totalmente de vosotros.

No dejéis de mover una sola piedra hasta obtener vuestra victoria

Entonces, dado que comprendéis la potestad que Dios os confirió para lograr esta victoria, nosotros, los Señores del Karma, decimos: ¡Acelerad y acelerad y acelerad, una y otra y otra vez! No dejéis de mover ni una sola piedra hasta obtener vuestra victoria.

Buscadla amados, buscad esa tremenda manifestación de luz que frecuentemente llega a vosotros mientras dormís, la cual es la presencia viva del Señor Sanat Kumara. Reconoced y entended, amados, que estos son momentos, solo momentos sin embargo de pronto, con el viento vendrá ese inmenso poder de los Santos Kumaras, del Señor Buda Gautama del Señor Jesucristo.

Sabed estas cosas, amados, y atraed a muchos hijos e hijas de Dios a ser cautivos de su primer amor — ese primer amor es el anhelo profundo de entrar por las puertas del cielo, de conocer a los inmortales, de conocer a los Arcángeles, de conocer a los Elohim.
Cuanto podéis hacer por los demás, amados, no podréis saber ni comprender. Pero un día sabréis que vuestras acciones en esta Tierra y vuestra entrega a los niños de la luz y a toda la gente marcaron la diferencia.

Esta es la época de la siembra y la cosecha

Esta es la época de la siembra y la cosecha. La cosecha puede ser dolorosa, profundamente dolorosa en particular, cuando en esa misma cosecha hay quienes no tienen ni la menor idea de lo que pudo haber sido, si, de lo que pudo haber sido con el poder y dominio del Espíritu Santo y de Dios Todopoderoso.

Por lo mismo, estirad vuestra mano derecha, estiradla, amados, y con ella dadles a todos el entendimiento de que la vida es grandiosa; la vida es algo serio; la vida es intensa. Mas, la vida os espera a que podáis trascender los niveles del plano astral; y si cada día y hora, invocáis la llama violeta, esta o traerá a las octavas de luz en última instancia.

. . .

El mundo debe saber que existe la oportunidad

Invocad la llama violeta. Llamad a los grandes seres de luz. Marcad la diferencia, y sabed que a cada uno de vosotros aquí y a millones sobre este planeta, se os debe decir y decir de nuevo sobre esa inmensa manifestación de la gloria de Dios que apareció a través de Jesucristo y a través de Buda Gautama. EI mundo debe saber que existe la oportunidad, pero la oportunidad debe tomarse, debe conducir a la autorrealización.

Sabed, amados, que para aquellos pasan a las octavas superiores, todo está bien. Aquellos que no van hacia las octavas superiores deben abrirse paso siguiendo otro camino y bajo otra comprensión — otra vida, otro intento de moverse más allá de su estado actual.

¡Oh! ¡Qué estéis entre aquellos que le enseñan a miles y millones cómo Dios conduce a un alma viva hacia la Victoria!


Extracto de las Perlas de Sabiduría®, vol. 41, no. 43, Un representante de la Junta Kármica, “El propósito de vuestra vida: corazones unidos en un propósito divino” 25 de octubre de 1998.

Tags:

Suscribete y Conecta

Subscribe to our e-mail newsletter to receive updates.

Maestros Ascendidos